Coalición Sindical está abierta al diálogo con el gobierno

Magisterio se declara en emergencia
 

 

Caracas, septiembre 18.- Bajo las consignas “Magisterio unido jamás será vencido” y “El maestro luchando también está educando” los educadores del país se declararon en emergencia ante la incertidumbre sobre el monto de sus salarios.


El presidente de la Federación Venezolana de Maestro (FVM) y vocero de la coalición sindical magisterial, Orlando Alzuru Mendoza, denunció que las tablas salariales elaboradas por la Onapre no se corresponden a las acordadas en la II Convención Colectiva Única y Unitaria de los Trabajadores del Ministerio de Educación Popular.


“Hoy vemos como con una tabla elaborada en forma inconsulta le están dando al traste con todas las reivindicaciones que nosotros conquistamos recientemente en el mes de abril, por eso le hacemos el llamado al presidente Nicolás Maduro a que reflexione. Nosotros vamos a defender nuestro tabulador que hemos conquistado con nuestras luchas sindicales. Ante esto estamos declarando al magisterio en emergencia”, enfatizó.


Detalló que el tabulador conquistado, aunque no era ni la panacea ni superaba la canasta básica familiar si le permitía a un Educador I que labora 40 horas tener el ingreso de ocho salarios mínimos mientras que un Educador VI tenía 12 salarios mínimos. “Con esta reconversión monetaria el educador que ganaba 12 salarios mínimos hoy esta ganando 2.5 salarios mínimos y el que recién ingrese que ganaba ocho hoy está ganando menos de dos salarios mínimos”, apuntó Alzuru y alerta que no saben el destino de las primas y bonos del contrato.


También alertó que desapareció la seguridad social de los educadores pues el seguro de HCM quedó con la reconversión en 200 bolívares soberanos. “Mientras que el servicio funerario quedó en 150 bolívares soberanos, los cuales no alcanzan ni para una flor”.


Subrayó que las ocho federaciones del magisterio que conforman esta coalición no van a permitir que se violenten los principios constitucionales y laborales a través de un tabulador que no respeta las conquistas logradas en el contrato colectivo. “Nosotros estamos dispuestos a defender lo que se acordó, y respetamos las decisiones que tome el gobierno nacional siempre y cuando no desmejoren los derechos laborales de un contrato que es ley entre las partes”.


Alzuru Mendoza enfatizó que están abiertos a un dialogo con el gobierno el cual, sostuvo, “debe ser antes de la próxima quincena para aclarar las dudas que hay sobre la materia. No podemos llegar al 10 de octubre sin reunirnos con el Ministro de Educación (…) Hasta ahora no hemos sido llamados para la revisión de las tablas salariales y sobre ningún otro aspecto de la convención colectiva de la cual somos signatarios y tenemos el derecho de participar en cualquier modificación que pretendan hacer”.


Además, alertó que la migración de los educadores regionales al servicio de los gobernadores al Ministerio de Educación está ocasionando problemas al desmejorar sus condiciones laborales pues están perdiendo reivindicaciones acordadas con los mandatarios regionales que superaban a las aprobadas a nivel nacional. “Hay educadores que no cobran desde agosto, además no sabemos que va a pasar con los educadores que en la mañana prestaban servicio al Ministerio de Educación y en la tarde a las gobernaciones. Tampoco sabemos qué está pasando con los jubilados”.


Año escolar comienza con tropiezos
Sostuvo que el año escolar comenzó con todas las dificultades que ya se había advertido al Ministerio de Educación por los problemas de infraestructura, transporte y comedor escolar.


“Los educadores nos comprometimos a no ser un factor de interrupción del inicio del año escolar, lo que no podemos garantizar es que se desarrolle con normalidad (…) Consideramos que la infraestructura escolar no esta en condiciones para recibir a nuestros alumnos por que no se hicieron las reparaciones que correspondían en agosto y los espacios educativos están en condiciones deplorables”, afirmó Orlando Alzuru quien denunció que FEDES se ha convertido en un nuevo elefante blanco del gobierno pue se desconoce el destino de los recursos que le son asignados para mejorar las condiciones físicas de los colegios y liceos.


Agregó que otro de los problemas colaterales es el tema de las fallas de transporte y de efectivo, lo cual afecta a educadores y alumnos a la hora de trasladarse a su centro educativo. “No queremos creer que nuestros educadores van a estar en las famosas perreras que ahora se usan como vehículo público, por eso hacemos un llamado al gobierno a que solucione este problema”.


Afirmó que también hay incertidumbre en cuanto al funcionamiento del programa de alimentación escolar que beneficia a muchos niños que no tienen como alimentarse en sus hogares. “Con las carestías de alimento que hay en el país, este programa que es para nuestros niños no va a tener el éxito que deseamos que tenga, pues para nadie es un secreto que muchas madres y padres los mandan al colegio para que coman porque no tienen nada que brindarle”.


El alto costo de los útiles escolares es considerado por el gremio magisterial como otro de los factores que atenta contra la paz escolar pues los padres no tienen los recursos para adquirirlos y los prometidos por el gobierno no han llegado a las aulas de clases cuando ya comenzó el año escolar.


En cuanto a la migración de docentes, Alzuru enfatizó que esperan el avance del año escolar para precisar cuantos educadores no retornaron a sus aulas de clases. “Hay una desmotivación muy grande que la habíamos superado con esta Convención Colectiva. Sin embargo, ahora con este balde de agua fría que se le quiere echar al Contrato la desmotivación va a ser mayor”.


Apuntó que desde hace tiempo se observa que los educadores dejan las aulas para dedicarse a otras áreas que le proporcionan mejores beneficios económicos. Asimismo, dijo que las fallas de docentes en materias críticas como matemática, química, física e inglés ha generado que sus vacantes sean cubiertas por otros no especialistas en el área para terminar el año escolar.